el misterio del príncipe·el príncipe mestizo·fantasía·Harry Potter·J.K. Rowling·libros·magia·opinión·reseña

Harry Potter y el Misterio del Príncipe – J.K. Rowling

Con dieciséis años cumplidos, Harry Potterinicia el sexto curso en Hogwarts en medio de terribles acontecimientos que asolan Inglaterra. Elegido capitán del equipo de Quidditch, los entrenamientos, los exámenes y las chicas ocupan todo su tiempo, pero la tranquilidad dura poco. A pesar de los férreos controles de seguridad que protegen la escuela, dos alumnos son brutalmente atacados. Dumbledore sabe que se acerca el momento, anunciado por la Profecía, en que Harry Pottery Voldemort se enfrentarán a muerte: «El único con poder para vencer al Señor Tenebroso se acerca… Uno de los dos debe morir a manos del otro, pues ninguno de los dos podrá vivir mientras siga el otro con vida.». El anciano director solicitará la ayuda de Harry y juntos emprenderán peligrosos viajes para intentar debilitar al enemigo, para lo cual el joven mago contará con la ayuda de un viejo libro de pociones perteneciente a un misterioso príncipe, alguien que se hace llamar Príncipe Mestizo.


Volvemos como todos los años a la casa de los Dursley, en pleno verano. Después de los acontecimientos finales ocurridos en el Ministerio de Magia, y el regreso de Voldemort para absolutamente toda la comunidad mágica y no mágica. El mundo es un autentico caos por los actos de Voldemort para subir al poder.
A pesar de ello, los alumnos vuelven a Hogwarts para seguir con su aprendizaje. Las cosas han cambiado este curso, por fin, Snape es profesor de Defensa contra las artes oscuras, y un antiguo profesor de la época en que Voldemort estudiaba en la escuela, vuelve para dar Pociones. 
Este regreso está totalmente pensado por Dumbledore ya que en esta ocasión vamos a conocer muchas cosas del pasado de Voldemort. Todo a través de recuerdos de las personas que lo rodeaban. Así descubriremos por qué sobrevivió todo este tiempo sin un cuerpo de verdad. Y también la manera de como acabar con él.
Todos estos descubrimientos sobre Voldemort es lo que más me ha gustado de esta sexta parte de Harry Potter. Saber el por qué y cómo se convirtió en lo que es actualmente, es realmente increíble. J.K. Rowling ha sabido desde el principio como llevar todo e ir dando a los lectores poco a poco la información necesaria.Lo que menos me ha gustado, pero reconozco que es necesario para el desarrollo de los personajes y su personalidad, son las historias de amor. En las que, en ocasiones, se centra demasiado. Pero hay que comprender que esos niños que conocimos en el primer libro han crecido, y ya tienen dieciséis años ¿Qué adolescente no piensa en el amor? 
Y el final de esta entrega es totalmente impredecible. La primera vez que lo leí no me lo podía creer pero según voy releyendo este libro me descubro pensando lo necesario de ese final. Sobre todo para Harry madure y asuma su responsabilidad de toda la historia, aunque de un modo un tanto brusco y bastante triste.
En conjunto, el libro tiene un ritmo bastante lento aunque se lee rápido porque los acontecimientos que lo rodean ayudan a que te mantengas pegado a sus páginas con ganas de saber más y más. Y sobre todo, lo que más podemos encontrar en este libro es la oscuridad. Los personajes se vuelven más oscuros al igual que la trama.
En definitiva, un libro un tanto lento pero muy necesario. Donde descubrimos las últimas piezas claves para llegar al desenlace de toda esta historia que llega a su fin en el siguiente libro. Algo edulcorado por los amores adolescente pero también muy necesario para el desarrollo de los personajes. 
“-¡Me tendría a mi! –exclamó Bellatrix con fervor-. ¡Yo pasé muchos años en Azkaban por él!
-Sí, eso fue admirable, desde luego –admitió Snape con tedio-. Claro que desde la prisión no podías ayudar mucho, pero el gesto fue sin duda muy considerado.”
“Me daba cuenta de que no podía aislarme del mundo, ni… derrumbarme. […] Además, La vida es demasiado corta […] Yo podría ser el siguiente, ¿no? Pero si lo soy- añadió con ímpetu, mirando fijamente los azules ojos de Dumbledore, que destellaban bajo la luz de la varita-, me aseguraré de llevarme conmigo a tantos mortifagos como pueda, y si es posible, también a Voldemort.”
“Lo único que nos da miedo cuando nos asomamos a la muerte y a la oscuridad es lo desconocido”
“Dumbledore sólo abandonará el colegio cuando no le quede aquí nadie que le sea fiel”
¡Habéis leído el libro? ¿Qué os pareció? Espero vuestros comentarios