coraline · fantasía · gótico · infantil · libros · Neil Gaiman · opinión · reseña · salamandra

Coraline – Neil Gaiman

Título Coraline
Autor Neil Gaiman
Editorial Salamandra
Año 2009
Páginas 158
Encuadernación Tapa blanda con solapas
Género Fantasía, infantil

Al día siguiente de mudarse de casa, Coraline explora las catorce puertas de su nuevo hogar. Trece se pueden abrir con normalidad, pero la decimocuarta está cerrada y tapiada. Cuando por fin consigue abrirla, Coraline se encuentra con un pasadizo secreto que la conduce a otra casa tan parecida a la suya que resulta escalofriante. Sin embargo, hay ciertas diferencias que llaman su atención: la comida es más rica, los juguetes son tan desconocidos como maravillosos y, sobre todo, hay otra madre y otro padre que quieren que Coraline se quede con ellos, se convierta en su hija y no se marche nunca. Pronto Coraline se da cuenta de que, tras los espejos, hay otros niños que han caído en la trampa. Son como almas perdidas, y ahora ella es su única esperanza de salvación. Pero para rescatarlos tendrá también que recuperar a sus verdaderos padres, y cumplir así el desafío que le permitirá volver a su vida anterior.

Después de mucho ver y oír de otros bloggers y booktubers lo especial que es el autor. Tenía que leerlo por mi misma y opinar. Y vaya sorpresa me he llevado.
Aunque Coraline es un libro dirigido a un público infantil, creo que es un libro perfecto para cualquier persona de cualquier edad. ¿Y por qué? Porque no solo encontramos una historia donde la protagonista tiene una gran imaginación, sino que está rodeada de un mundo increíble y cada diálogo o suceso que ocurre a lo largo de la historia nos enseña algo importante en la vida. Es decir, el libro está repleto de moralejas y enseñanzas que pueden estar dirigidas a los niños pero que también pueden ayudar a los adultos a recordar lo importante de esta vida.
Me ha atrapado desde el principio con esas descripciones porque me han recordado muchísimo a las películas de Tim Burton. Y deciros que no he podido imaginarlo o hacerme una idea a la película porque todavía no la he visto (Yo siempre primero leo y luego veo). Por lo que este autor se ha ganado un rincón en mi corazón junto a mi director favorito (me los imagino a los dos tomando café e imaginando mundos jejeje) Todo es oscuro y enrevesado pero como siempre hay un lugar que nos muestra un pequeño foco de luz para salir de todo esto. Y ese punto de fantasía que tiene la historia pero que lo que consigue realmente el autor es hacernos pensar sobre nuestra vida real.
La narración es muy ágil y aunque hay descripciones me parecen las justas y adecuadas. Lo que me ha llamado mucho son los diálogos, que no creo que puedan comprender los lectores más pequeñas.
El final es muy previsible pero da esperanza y acabas cerrando el libro con una sonrisa. Y aunque al final todo ocurre muy rápido lo aceptas como algo normal y lógico. 
En conclusión, un libro que aunque va dirigido a un público infantil atrapa y enamora a cualquier lector. Con un mundo oscuro y fantástico que recuerdo mucho a Tim Burton, pero que nos ayuda a buscar la luz al final del tunel
«Vosotros, las personas, tenéis nombres porque no sabéis quienes sois. Nosotros sabemos quiénes somos , por eso no necesitamos nombres»
«No fue valiente porque no tenía miedo y además era lo único que podía hacer. Pero regresar después para buscar las gafas, cuando sabía que las avispas estaban allí y se encontraba aterrado… Para eso sí que es necesario tener valor. […]
Porque, cuando haces algo a pesar del miedo que sientes – respondió ella- necesitas tener mucho valor»
«Los nombres son lo primero que desaparece cuando se extingue el aliento y el corazón deja de latir. Los recuerdos permanecen en nosotros más que los nombre»
» La niña se estremeció. Prefería que la otra madre estuviera visible: si no estaba en ningún sitio, podía estar en cualquier parte. Y, además, tenemos más de lo que no vemos. «
«No quiero tener todo lo que deseo. Nadie lo quiere, no de verdad. ¿Dónde estaría la gracia si tuviese todo lo que quiero? Es eso y nada más, ¿y después qué?»
¿Habéis leído el libro? ¿Qué os pareció? Espero vuestros comentarios